Visualización de datos: Herramientas y tipos de gráficas

Introducción

La visualización de datos es el proceso que permite representar gráficamente la información a través de recursos y elementos visuales con los que entender de la forma más rápida y simple posible qué es lo que está ocurriendo.

A continuación, analizaremos algunas de las herramientas para representar datos, los tipos de visualizaciones existentes y cuál es la importancia de contar con una visualización de datos eficiente.

¿Por qué es importante la visualización de datos?

En el contexto de un proyecto de Big Data, donde se manejan inmensos volúmenes de información, la visualización juega un papel fundamental: presentar los datos de una manera accesible a los responsables de negocio para facilitar la toma de decisiones.

Una vez que los datos ya han sido tratados y procesados, se generan dashboards y cuadros de mandos a través de diferentes herramientas con los que monitorizar los principales KPIs de la empresa y así detectar cualquier patrón o tendencia que se produzca y tomar decisiones en consecuencia.

Herramientas para la visualización de datos

Entre las soluciones de BI o Inteligencia de negocios más populares y utilizadas por los analistas se encuentran Data Studio, Power BI, Tableau o Qlik Sense

A pesar de que todas ellas comparten funcionalidades y características muy similares, Power BI es quizás la que más destaque en cuanto a facilidad de uso para aquellos usuarios que quieran iniciarse en el mundo de la visualización de datos, siendo ideal para los más novatos en el uso de este tipo de herramientas. 

Por su parte, Data Studio cuenta con la ventaja de ser una herramienta gratuita que está bajo el paraguas de Google, pero la curva de aprendizaje puede ser algo más dificultosa comparada con otras plataformas.

En cuanto a Tableau, destaca por su potencia pero, al igual que Data Studio, puede resultar más compleja de utilizar que otras opciones como Power BI.

Tipos de visualizaciones de datos

Existen diferentes formas de representar la información dependiendo de lo que se quiera contar y mostrar. En la visualización de datos, el storytelling juega un papel muy importante, ya que, cuanto mejor estén organizadas las visualizaciones, más fácil será la interpretación de los resultados. 

Así, podemos encontrar desde gráficas de líneas y barras, diagramas de dispersión, gráficas de áreas, mapas, tablas o gráficas circulares y de rectángulos, entre otras.

Gráficas de líneas y de barras

Las gráficas de líneas o barras son muy útiles cuando se quiere analizar tendencias, cambios o patrones que se han producido a lo largo del tiempo. Son, por tanto, especialmente recomendadas para representar comparaciones entre datos relacionados a través de series temporales.

Diagramas de dispersión y Gráficas de burbuja

Este tipo de visualización se utiliza cuando queremos verificar la existencia de correlaciones entre distintas variables. Con los diagramas de dispersión y las gráficas de burbuja, podemos comprobar cómo se relacionan dos métricas.

Las gráficas de burbuja y los diagramas de dispersión son visualmente muy similares. Son muy útiles a la hora de comparar resultados.

Gráficas de áreas

Al igual que las gráficas de líneas y de barras, estas visualizaciones sirven para comparar los cambios sufridos en varios conjuntos de datos a lo largo del tiempo para descubrir tendencias en los mismos.

Mapas

La visualización a través de mapas se utiliza cuando disponemos de datos geográficos de una localización en concreto y es muy útil para conocer el comportamiento de un conjunto de datos en una región o en una parte del mundo durante un periodo de tiempo determinado.

Tablas

Las tablas son una de las visualizaciones más simples ya que en ellas se representa un conjunto de datos a través de columnas y filas para analizar y comparar valores relacionados. Son recomendables para comparar variables cualitativas.

También existen otro tipo de visualizaciones conocidas como mapas de calor que no son más que tablas con un sombreado de color añadido que permite distinguir muy rápidamente los valores destacados de entre los datos. Los mapas de calor son muy útiles cuando hay una gran cantidad de registros presentes en una tabla y queremos resaltar valores máximos y mínimos.

Gráficas circulares o de tarta

Las gráficas circulares son unas de las más utilizadas en visualización y divide el conjunto de datos en diferentes sectores o porciones que representan un porcentaje del total. 

Indicadores

Este tipo de gráficas se utiliza para comparar un valor actual con un valor objetivo, además de ir controlando y monitorizando el progreso hasta llegar al mismo. 

Gráficas de rectángulos

Otra forma de visualizar información es a través de gráficas de rectángulos, con las que también se puede comparar los datos pero de una forma jerárquica, permitiendo ver las tendencias y los pesos de cada parte del conjunto muy rápidamente.

¿Qué ventajas tiene una visualización de datos eficiente?

Tal y como hemos expuesto previamente en este artículo, el beneficio principal que la visualización de datos aporta a las empresas es el de presentar la información de manera clara y simple con el objetivo de facilitar la toma de decisiones a los responsables de negocio.

Además de para este fin, la creación de dashboards y cuadros de mando permite tener en cuenta y prestar más atención a los pequeños detalles. Esto quiere decir que se pueden detectar con mayor facilidad patrones o tendencias que, de otra forma, pasarían desapercibidos. 

También cabe destacar que los seres humanos somos animales visuales, lo que significa que nuestro cerebro es capaz de procesar más rápidamente una imagen que un texto. Y, por eso, también es mucho más fácil para nosotros interpretar la información que vemos representada en un gráfico que a través de un conjunto de palabras o de números. 

Data Storytelling: La narración de los datos

La representación gráfica de la información hace posible entender y explicar mejor los resultados obtenidos. En Damavis, no sólo tenemos en cuenta la importancia de elaborar una visualización eficiente cuando desarrollamos proyectos de esta área, sino también la forma de transmitir y plasmar el mensaje que se esconde tras los datos.

En este punto, hemos de resaltar nuevamente la importancia del storytelling aplicado a la visualización de datos. Este enfoque busca aplicar una estrategia de comunicación a la hora de plasmar los resultados basada en la creación de una narrativa a través de gráficos y elementos visuales que presenten los datos a la vez que cuentan su historia. 

Aplicar esta estrategia a la hora de elaborar los cuadros de mando, facilitará que cualquier persona que sea ajena a los datos también pueda comprender de una forma sencilla qué es lo que ha ocurrido.

Conclusión

El objetivo de la visualización es simplificar los datos para tomar decisiones. Es, por tanto, una parte fundamental en todo proceso de gestión de datos ya que permite transformarlos en elementos visuales y gráficos dinámicos e intuitivos que son fáciles de interpretar por cualquier usuario.

En la actualidad, la mayoría de proyectos de Big Data cuentan con una fase de visualización que es imprescindible para que los responsables de Business Intelligence accedan a los datos de una forma rápida para agilizar la toma de decisiones.

¡Esto es todo! Si este artículo te ha parecido interesante, te animamos a visitar la categoría Data Analytics para ver todos los posts relacionados y a compartirlo en redes. ¡Hasta pronto!
Laura Rodríguez
Laura Rodríguez
Artículos: 56